El medio de comunicación especializado en las noticias de España

PERE ARAGONÉS, LÍDER INDEPENDENTISTA MODERADO ELEGIDO PRESIDENTE DE CATALUÑA

Tras tres meses de charlas tensas y una acuerdo alcanzado nueve días antes de la disolución automática de la asamblea elegida en febrero, Pere Aragonés fue nombrado presidente de la comunidad catalana. Se comprometió a conseguir un referéndum de autodeterminación de Cataluña.

El 20 de mayo, Pere Aragonés, presidente ad interim desde la destitución de Quim Torra en septiembre de 2020, obtuvo 74 votos, los de los tres partidos independentistas catalanes ( ERC, Junts y la CUP). El resto de la asamblea votó en contra de su investidura.

El tiempo se iba agotando para los partidos independentistas y las charlas eran cada vez más candentes a medida que se acercaba la fatídica fecha del 26 de mayo. 90 días antes, los socialistas de Salvador Illa ganaban las elecciones y obtenían 33 escaños, tantos como ERC, pero no consiguieron formar una coalición.

La onerosa tarea de encontrar una solución a un conflicto político de tal dimensión recayó así en Pere Aragonés, jurista y profesor universitario de 38 años, además de independentista moderado poco acostumbrado a los golpes de efecto políticos (por no nombrar del intento fallido de secesión de 2017). Aragonés declaró así que “ su gobierno tendría como objetivo hacer posible la independencia de Cataluña”, al mismo tiempo que dejaba claro que quería que se hiciera en una “confrontación cívica y pacífica”.

Aragonés tiene la típica trayectoria de un activista : Presume de llevar veinte años en política, desde los 17. No obstante, sigue siendo un político discreto, cuya capacidad de liderazgo se cuestiona a menudo. Su discurso de investidura se vio ensombrecido por los exabruptos verbales de Jordi Sánchez, su aliado de Junts.

La coalición entre Izquierda Republicana de Cataluña (ERC) y Juntos por Cataluña (JxC) ya estaba en marcha desde 2015, pero esta vez es ERC quien la lidera…en teoría. Se trata, en efecto, de una coalición de principios, que no representa un verdadero consenso político. Y es que frente a la independencia, los dos partidos tienen estrategias opuestas. Junts aboga por una independencia unilateral, mientras que ERC se declara partidario del diálogo.

Sus posturas también difieren igualmente en cuanto al papel que dar al Consell per la República, un organismo político privado que Carles Puidgemont creó y preside actualmente desde Bélgica tras la fallida declaración de independencia en 2017. Aragonés ha admitido su integración en las conversaciones, junto con la mitad de los ministerios del gobierno regional… lo que representa el 60% del presupuesto total de la comunidad: entonces ERC esta por tanto en minoría. Para asegurarse su apoyo, Aragonés aseguró también a la CUP que se sometería dentro de 2 años a una moción de confianza para evaluar los avances hacia la independencia.

Por último, el presidente de la Comunidad catalana se comprometió a revisar su postura si las negociaciones con Madrid no tuvieran éxito. Salvador Illa señaló que el debate no consistió en anunciar que se abandonaría la mesa de negociaciones si no se conseguía aquello que se buscaba. “Eso suena más a chantaje”, reprocha el edil socialista.

 

Augustin Pietron

Traducción: Claire-Marie JORROT et Karamba Guirassy

Partager cet article

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on email